Comentarios del GP de Estados Unidos 2005

MUY NEGATIVO: VERGONZOSA DECISIÓN PROMUEVE CARRERA DE SEIS AUTOS
por Maximiliano Catania/FUNO
Buenos Aires (AR), 20 Jun 2005

Cualquier análisis que se pueda hacer del Gran Premio de los Estados Unidos 2005 se verá sin duda eclipsado por la actitud de siete teams del parque de la Fórmula 1 (BAR, Renault, Williams, McLaren, Sauber, Red Bull y Toyota) de no tomar parte de la competencia dado una "recomendación" de su proveedor de neumáticos (Michelin).

Pero la media docena de coches que rodaron en la cuasi-carrera, en cambio, no debe someterse a la opinión generalizada por el evento trunco, puesto que tanto los equipos Ferrari, Jordan y Minardi como los pilotos Michael Schumacher (1°), Rubens Barrichello (2°), Tiago Monteiro (3°), Narain Karthikeyan (4°), Christijan Albers (5°) y Patrick Friesacher (6°) hicieron lo posible por sostener el espectáculo.

Los 120.000 espectadores que ocuparon las gradas del Indianapolis Motor Speedway no ocultaron la indignación por la afrenta: algunos de ellos arrojaron objetos al circuito, en señal de protesta.

Todo se inició cuando los Toyota de Ralf Schumacher (viernes) y Ricardo Zonta (sábado) sufrieron despistes durante las sesiones clasificatorias, debido a pinchazos en sus neumáticos Michelin. Las escuderías provistas por la casa del caucho francesa, sensibilizadas desde el incidente de Kimi Räikkönen (McLaren/Mercedes) en Nürburgring, habrían sido las abanderadas del posterior boicot en la grilla de salida norteamericana.

Sin que Michelin garantizara la estabilidad de sus productos para la competencia, los responsables de las formaciones anteriormente mencionadas se dirigieron hacia Bernie Ecclestone para solicitar o bien el permiso para el recambio de gomas durante el GP (prohibido por el nuevo reglamento) o bien la creación de una chicana artificial en vísperas de la curva peraltada (previa a la recta principal) para aminorar la velocidad de los bólidos. La negativa del Pope de la categoría a ambas peticiones desencadenó las acciones que después se verían, con catorce de los competidores completando la vuelta previa pero ingresando a pits para desertar del Grand Prix. Por otro lado, la gente de Bridgestone no desaprovechó la ocasión para hacer proselitismo: "Nosotros hacemos neumáticos seguros". Los vehículos calzados con las gomas niponas fueron los que protagonizaron a fin de cuentas la "carrera".

De nada sirve informar de la pole position del sábado de Jarno Trulli (Toyota) ni de la posibilidad dilapidada por Räikkönen de acercarse hoy más que nunca a Fernando Alonso (Renault) en el Campeonato de Conductores. Estaban dadas todas las condiciones para que la carrera fuera una de las más atractivas del calendario, y al final terminó siendo la que reunió menos concurrentes en la historia de la máxima categoría.